Gracias a la aportación del compañero Juan Montoliu Gutierrez, realizada en el grupo del RCLAC Villaviciosa 14 en Facebook, se ha podido recuperar un documento muy importante en la historia del Regimiento.

El documento en cuestión es un texto aparecido en la publicación MEMORIAL DE CABALLERÍA nº 55 en Junio de 2003 .

El texto es el siguiente:

El día 14 de noviembre de 2002 tuvo lugar el acto de despedida del RCLAC “Santiago” núm. 1 en el patio de armas del acuartelamiento “San Isidro”, incluido en los actos generales de la despedida a la Brigada de Caballería “Jarama” I. Su coronel, el Ilmo. Sr. Don Alfredo Flores Broncano, en sus palabras de despedida instó a los componentes del Regimiento a continuar con el mismo espíritu de trabajo e ilusión en sus próximos destinos.

El pasado día 27 de septiembre el Regimiento “Villaviciosa” se despidió de la guarnición de  Madrid, en el que ha sido su último acto institucional. El acto, celebrado en el patio de armas del Acuartelamiento “General Cavalcanti”, fue presidido por el Excmo. Sr. General de Ejército JEME Don Alfonso Pardo de Santayana y Coloma y al mismo asistieron, además de autoridades militares y representantes de Unidades vecinas, numerosos Generales, Oficiales y Suboficiales que habían prestado servicio en la Unidad, entre los que hay que destacar al Teniente General Caballero Laureado de San Fernando Excmo. Sr. Don Adolfo Esteban Ascensión que fue su coronel entre los años1967 a1969.

La formación estuvo compuesta por Mando, Escuadra de Batidores, Banda del Regimiento, Música del MR Centro, tres Escuadrones a pie y un Escuadrón motorizado compuesto por dos Secciones Ligeras a 5 VEC,s y un Pelotón de Misiles Contracarro.

El desarrollo del acto fue el siguiente:

– Regimiento.

– Honores al Estandarte.

– Honores a la Autoridad.

– Alocución del Sr. Coronel Jefe del RCLAC “Villaviciosa” 14.

– Despedida del Estandarte del personal que había pertenecido al Regimiento o que no se trasladaba a la nueva guarnición.

– Retirada del Estandarte.

– Reseña del Historial del Regimiento desde su fundación en 1689 como Tercio de Steenhuisen.

– Acto en honor a los que dieron su vida por España.

– Himno de la División Mecanizada.

– Retirada de las fuerzas.

– Desfile.

Los sentimientos que estuvieron presentes durante todo el acto fueron resumidos por el Coronel Esparza en su alocución al decir:

“Puede que éste sea un momento de nostalgia, de añoranza y recuerdo de otras épocas, de otros camaradas; pero no caigamos en la tristeza porque el Regimiento se marcha con la satisfacción del deber cumplido, con la cabeza muy alta porque no nos hemos dado respiro ni escatimado esfuerzos para cumplir la misión que se nos ha encomendado. Aunque haya añoranza somos ante todo jinetes y eso significa respeto a las tradiciones, lealtad, arrojo, disciplina y espíritu grande aun en el sacrificio y excluye el particularismo, la pequeñez de miras. Que esta nostalgia nos sirva, ante todo, para cimentar la antesala del futuro que se nos presenta”.

Para ver el documento original del que se ha extraído este texto puedes hacer clic en la siguiente imagen:

No hay comentarios

  • Ha sido uno de los dias mas emotivos de mi vida. Tuve el gran honor de. En aquel solemne acto portar el Estandarte del que se despidieron infinidad de antiguos componentes, entre ellos el Laureado más antiguo.

    Responder
  • Tambien estuve desde 1998 a 2002 fue una buena epoca, principalmente por la calidad de mis compañeros sobre todo especialistas y de caballeria. Nunca lo olvidaré.
    Melgar

    Responder
  • Amalia Mármol Herrera
    9 agosto, 2012 9:02 am

    Lo que yo nunca olvidaré en mi vida, fué el día que Laguna intentaba sacar los carros que había de exposición frente a la residencia de oficiales. Desde el comedor de la residencia ví el tremendo esfuerzo que estaban haciendo para poder llevarse uno de los carros y en mi interior deseaba que no lo pudieran mover….¡como si el regimiento se fuese a quedar por no poder mover los carros!. Cuando al fin pudieron moverlo, yo estaba llorando en silencio a lágrima viva por el sentimiento de pérdida que tenía. Soy afortunada por haber estado durante los dos últimos años del regimiento, porque no hay palabras para describir la grandeza de su gente. Amalia.

    Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú